Las 4 razones por las que debes probar las apuestas en directo

Las apuestas en directo en móvil

Hace mucho tiempo, en una galaxia muy lejana… no recuerdo cuando debuté en el mundo del juego online, ni tampoco cuál fue mi primera apuesta, pero sí que recuerdo el día en el que descubrí las apuestas en directo. Bueno, a ver, recuerdo la situación, porque lo de la galaxia lejana también se podría aplicar aquí sin ningún problema.

Lo importante es que fue un sábado de Madrid-Barça. Quedamos en casa de mi amigo Chema y yo llegué antes que nadie para comer con él y ver el partido de la Premier League. Jugaba el Liverpool, pero no me preguntéis contra quién, porque como sucede en las historias reales, los datos se pierden con el tiempo y la neurona no da para más, ya lo siento.

La historia fue que estábamos viendo el partido y en un momento dado mi amigo me retó a meter dinero en una cuenta de apuestas que tenía, y comenzar a apostar en directo, lo cual me pareció una idea interesante.

No recuerdo si ganamos o perdimos, lo que significa que seguramente acabamos con pérdidas, pero lo que no se me olvidará nunca es que disfrutamos de lo lindo y que saltamos de alegría con un gol de cabeza del Liverpool, ya que acabábamos de apostar a que los Red marcaban el siguiente tanto del partido… ¡¡y de cabeza!!

A partir de ese día, Chema y yo mantuvimos esa cuenta abierta y aprovechamos las grandes ocasiones para reunirnos y apostar en directo. La Super Bowl ya es un clásico para nosotros, pero nunca faltamos a nuestra cita en los grandes partidos del Mundial o de la Eurocopa… e incluso ha caído alguna velada de boxeo en la que el portátil se ha colado entre las botellas de Coca Cola y las pizzas.

Pero… ¿Qué tienen las apuestas en directo para que se hayan ganado un lugar en el corazón de tantos miles de apostantes? Aquí os doy mis razones.

No hay mejor oportunidad para demostrar lo que sabes

A ver… cómo le explicas a tu pareja que eso de ver partidos de fútbol semana tras semana no es sólo por vicio, sino que también puede ser productivo para la economía familiar.

Las cosas, como son. Ella/él sabe perfectamente que cuando te haces tus maratones de fútbol, cuando trasnochas para ver la NBA, o cuando te pasas horas delante de la tele viendo los masters o los Grand Slams de tenis, no te estás sacrificando por la patria, sino que estás disfrutando de lo lindo.

Pero ojo, lo que no sabe es que tus conocimientos del medio son amplios, y que en tu infinita sabiduría, eres capaz de intuir que si el Madrid comienza espeso un partido lejos de casa, es complicado que se entone, y que si el Villarreal o el Celta fallan sus 2 ó 3 primeras ocasiones, ya puede jugar el contrario sin portero, que no marcarán en lo que reste de partido.

Es en este momento donde las apuestas en directo vienen en nuestra ayuda. Me decía un día la novia de mi primo que cuando en baloncesto un equipo llega pronto al bonus de personales en un cuarto, es hora de acudir a los mercados de puntos… y apostar a lo alto.

La moraleja  de todo esto es que las apuestas en directo pueden ser perfectas para sacar tajada de nuestros conocimientos, y de paso, premiar a nuestra paciente pareja con algún regalo u homenaje por su comprensión.

Da igual el mercado que prefieras… ¡lo tienes!

Para gustos, los colores; cada maestrillo tiene su librillo… hay muchos refranes que se pueden aplicar a este punto, pero el resumen es que cada uno somos de nuestro padre y de nuestra madre, y quizá no seas un águila previendo goles, pero lo mismo tienes un sexto sentido en lo que a las tarjetas o a los corners se refiere… o eres capaz de predecir si Murray va a perder su servicio sólo con ver cómo ha sacado en el juego anterior.

¿Qué juega Irlanda del Norte contra Escocia en la clasificación de la Eurocopa? Pues seguro que tienes un mercado para apostar a que el próximo gol será de cabeza. ¿Qué están en la cancha los Warriors? No lo pienses más, busca en los mercados de over/under y apuesta por un partido con un marcador abultado… Será complicado que no encuentres una opción de apuesta que no se adecúe a tu pálpito en cada momento del partido.

Y es que las apuestas en directo nos ofrecen un abanico inmenso de posibilidades en todos los deportes y en los eventos más importantes del año. Da igual cuál sea tu punto fuerte a la hora de visualizar un partido o de dar rienda suelta a tus artes adivinatorias. El mercado que necesites, lo encontrarás.

Las apuestas en vivo son más sociales

Otra forma de vivir el deporte

Tú sabes a lo que me refiero. Tus colores son tus colores, y ya sea por fobias o por filias, siempre hay equipos que quieres que ganen o que muerdan el polvo, más allá de tu amado club… y eso es lo que le da el punto de pasión al deporte.

Y es que la neutralidad le quita interés a la vida. Ya sea en un partido de fútbol, en una serie de televisión, o en un concurso de tíos metidos en una isla, siempre hay alguien que te cae mejor o que te cae peor y que te da una razón para estar viendo la tele… si no, mejor será que te cojas un libro o que salgas a la calle y dejes de perder el tiempo.

Pues si buscas emoción, prueba a apostar en directo. No os mentía cuando al principio del post os contaba lo de aquel gol de cabeza del Liverpool. De repente, un partido normal y corriente de la liga inglesa cobró una relevancia espectacular. Cada ataque era un sufrimiento y una esperanza. Cambiábamos de equipo según la apuesta que teníamos abierta a cada momento… y no os quiero hablar de la Super Bowl. Eso de poder apostar a lo que ocurrirá en el siguiente ‘drive’ te hace estar alerta durante todo el partido, y te dan ganas de coger un pinganillo y cantarle a Brady la jugada que tiene que hacer para conseguir el first down que te permita ganar la apuesta.

Si no lo habéis probado, hacedlo. Por poco dinero que juguéis, la emoción crecerá de forma exponencial y veréis como un partido que no tiene mayor interés puede convertirse en una montaña rusa de emociones.

La excusa perfecta para quedar

Desde que el mundo es mundo, el deporte ha sido la excusa perfecta para quedar en casa sin tener que dar excesivas explicaciones a padres, parejas, maridos, esposas… No hay derbi que no merezca ser visto con los típicos amigos que apenas pueden aparecer por casa porque están más o menos vetados por la parienta, ni final que no sea susceptible de llenar el salón de comestibles y ‘bebestibles’ de esos que tienen poco de sanos y mucho de colesterol (del malo).

Pero es que con las apuestas en directo entramos en un universo paralelo. Cualquier partido es susceptible de ser visto en sociedad. Desde un encuentro de la Premier a un partido de playoffs de la NBA. Siempre hay un motivo para quedar con tu compañero de cuenta y pasar la tarde o la noche disfrutando del evento en cuestión y ganando unos euros apostando.

Ojo, no es bueno pasarse, no montemos quedadas semanales, que el whatsapp es un invento que viene que ni pintado para estar en contacto permanente y es una herramienta perfecta para decidir nuestra próxima apuesta en tiempo real.

¿Te interesan las apuestas en directo? Pues bájate la nueva aplicación de Sportium y podrás apostar a tu equipo o a tu deporte favorito en cualquier momento y desde cualquier lugar.