La Copa del Rey de la ilusión trae las apuestas deportivas más soñadoras

apuestas deportivas

Poco a poco vamos consumiendo fechas en el calendario. Cuando me quiera dar cuenta estaré ‘luciendo tripita’ de embarazado en la playa (siempre me digo que he de hacer dieta y ponerme en forma para el verano y luego ya veis, peor que Antonio Cassano) pero antes, estoy disfrutando como un enano de los últimos partidos de la temporada, esas grandes finales que deciden títulos y hacen ‘lucir’ toda la emoción que hemos vivido durante meses. Nos queda la Champions League, pero antes hemos de vibrar con las apuestas deportivas a la final de la Copa del Rey.

apuestas deportivas

Ya sabéis cuál es el ‘topicazo’ sobre la Copa del Rey: “es una competición que no interesa a nadie”, dicen. “Está devaluada”, aseguran. Pero yo no estoy de acuerdo. Es un torneo del KO, y como a todos, esa característica le otorga un punto dramático delicioso a la hora de hacer apuestas deportivas. También la magia de que a veces lleguen hasta la final equipos inesperados y modestos (con todos los respetos). Así estamos este año con el fantástico Alavés, que se ha plantado en el último partido ante el Barça con la ilusión de hacer historia. ¿Qué ingrediente hay mejor que disfrutar de una lucha de un ‘David’ contra un ‘Goliath’ para poner el broche de oro a la temporada futbolística en España?

Por cierto, que eso de ‘broche a la temporada’ es también un concepto que siempre me ha hecho muchísima ilusión. La final de la Copa del Rey suele producirse después de la última jornada de la Liga, ya con la temporada echando el cierre en nuestro país, y es una especie de fiesta para celebrar el curso en España. Me recuerda a esas fiestas de fin de curso del colegio, en las que nos juntábamos con amigos, padres y profesores y, aunque era la misma gente con la que habías tenido relación durante todo el año, ese día existían ciertas licencias, confesiones, y las sonrisas lo dominaban todo. Un día con los tuyos, pero un día especial. De modo que yo espero celebrarlo con los míos, con vosotros, para que todos juntos disfrutemos de nuestras apuestas deportivas cerrando el telón del fútbol español hasta agosto de la mejor forma posible.

Apuestas deportivas propias de una final

Cuando hablamos de un partido entre un equipo que es muy muy favorito para llevarse el título y otro que llega de ‘tapado’, por sorpresa y que además sobre el papel es inferior, el guión suele estar ya preestablecido. Pero es que, además, en este caso, Barça y Alavés acuñan dos estilos tan antagónicos y definidos que no hace falta ser muy listo para aventurar qué tipo de final veremos en el Vicente Calderón este sábado: los azulgrana buscarán mantener el balón, monopolizar la posesión e intentar atacar y resolver por la vía rápida, y el Alavés esperará agazapado atrás y tratará de hacer daño al contragolpe y a balón parado.

De las últimas 12 finales de Copa del Rey disputadas, en 10 de ellas, el equipo que se adelantó en el marcador acabó llevándose el trofeo

Son datos que nos ayudan a comprender el guión de la final y por qué los equipos actuarán así. Además, la lógica está también en que atacar y defender es el punto fuerte de blaugranas y vitorianos respectivamente, así que en base a eso hay que buscar mercados acordes, si es que no queremos apostar por ningún equipo en concreto.

Básicamente, gran parte de lo que suceda en el partido dependerá del grado de inspiración que tengan las estrellas del Barça en ataque, algo directamente relacionado con la noche que tenga el Alavés en defensa y si el equipo dirigido por Pellegrino es capaz de desquiciar al conjunto culé con el paso de los minutos, si es que no entra el gol, y acabar metiéndolo en su juego. Las últimas finales nos han regalado un número moderadamente alto de goles. Si hay entre 2 y 3 en el choque, la cuota es de 2.25, y si hay más de 3 en total, de 2.00€ por Euro apostado. Pero si hay empate al descanso, algo también factible, la cuota es de 3.10, y si ambos equipos no marcan, de 1.57.

Apuestas deportivas favorables al Barça

Es evidente que el equipo de Luis Enrique es el gran candidato para ganar la Copa del Rey. Pero este tipo de partidos no son agradables para el jugador, porque al saberse tan sumamente favorito, suele florecer el pensamiento de que la final no se juega para ganarla, sino para no perderla, y que es mayor el riesgo de lo que pasaría si se cae que si se vence, algo que muchos dan ya erróneamente por hecho. Esto puede acabar jugando una mala pasada al conjunto culé. Pese a ello, realmente existen muchas más opciones de ver una victoria azulgrana y por eso las apuestas deportivas son las que son, con todos los respetos para el Alavés.

El Barça falló en ganar en 6 de sus últimos 18 duelos contra el Alavés, un tercio del total; los vitorianos son uno de los 8 equipos que les han vencido esta temporada

En la retina de todos está el 1-2 que los vascos le endosaron al Barcelona allá por el comienzo de la temporada y en el Camp Nou, aunque el último precedente entre ambos equipos refleja un aplastante 0-6 en Mendizorroza. No creemos que esta final vaya a ser de extremos tan grandes. De hecho, el Barcelona encajó goles en seis de sus ocho partidos en esta Copa, empezó perdiendo en dos de ellos y sólo ganó tres encuentros por más de 1 gol de diferencia.

Aun así, debemos plantear apuestas deportivas que contemplen tanto un triunfo holgado de los azulgrana como una victoria más ajustada. Si estamos convencidos de que Messi, Neymar y compañía no darán opción al Alavés de ninguna de las maneras, los mercados que tienen valor en esta final se refieren a intervalos o a diferencia de goles. Si el resultado al descanso/final del partido es de Barcelona/Barcelona, la cuota es 1.50. Hasta 2.20 sube si gana el Barça y se marcan más de 3 goles totales en el partido, algo que es muy factible si el equipo culé vence por un margen amplio. También pensando en el Barça podemos apostar a que se marca más de un gol en el primer tiempo, algo que cotiza a 2.00€ por Euro apostado. Por último, para los más optimistas, si el Barcelona marca más de 3 goles en el encuentro, la cuota es de 2.62, y si gana la final por más de 3 goles, de 3.40.

Si apuestas 10€ a que el Barcelona gana y hay más de 3 goles en la final, puedes ganar 22€

Si apuestas 10€ a que el Alavés gana la final por un gol de margen, puedes ganar 210€

Las apuestas deportivas del Alavés

¿Sueño? Por supuesto ¿Milagro? Para nada, aunque es verdad que está muy difícil. Para ganar la Copa del Rey, el Alavés necesita jugar un partido perfecto desde todos los puntos de vista, tanto en defensa, ‘secando’ a la MSN y no permitiendo transiciones rápidas del rival en su frontal del área, como en ataque, aprovechando sus virtudes, que las tiene, al contragolpe, y haciendo un uso magistral de todos los aspectos tácticos del juego. Y desde luego, llegar a esta final no ha sido casualidad, porque el equipo alavesista ha cuajado una temporada fantástica en la Liga, revelándose como uno de los conjuntos más regulares, de los que menos goles encajan y mejor defienden y, por tanto, de los más difíciles de ganar.

El Alavés acumula 360 minutos sin encajar goles en esta Copa, dejó su portería a cero en 6 de 8 partidos y todavía no ha ido perdiendo en ningún momento

Si el equipo sale enchufado y, sobre todo, si el Barcelona no se toma en serio los primeros minutos y concede facilidades, podríamos ver alguna sorpresa de inicio, aunque lo lógico es que, si el Alavés se lleva el encuentro, veamos una final cerradísima, muy disputada y de poquísimos goles (quizás ninguno en los 90 minutos), así que nuestras apuestas deportivas favorables a los de Pellegrino deben ir por ese camino. Si el resultado al descanso/final del partido es de empate/Alavés, podemos ganar 29.00€ por Euro apostado. Algo menos, a 23.00, se paga que el Alavés gane el encuentro y se marquen menos de 3 goles totales. Así mismo, si los vitorianos ganan por 1 gol de margen, la cuota es de 21.00. Siendo algo menos ‘brutos’ en las cuotas, si el Alavés mantiene su portería a cero, la cuota es de 13.00.