Euroliga 2015-2016: La irreductible armada española contra el poder Continental

apuesta en la Euroliga

El título de la selección española de baloncesto en el Europeo me ha hecho coger otra vez ese ‘gusanillo’ por el deporte de las canastas que quizá había perdido. En realidad es una sensación de mariposas en el estómago que arrastro desde antes del verano, cuando viví de forma trepidante la Final Four de la Euroliga en Madrid con la victoria del equipo de Pablo Laso. Tengo un amigo apasionado del baloncesto, Antonio, que es abonado del equipo blanco y que apenas recordaba aquel último título del conjunto comandado por Sabonis en los noventa. Después de dos derrotas seguidas, tocaba en 2015. Y sus lágrimas en los ojos y sus explicaciones de cada jugada me hicieron descubrir que mi amor por este deporte no está tan lejos del que siento por muchos otros.

Luego claro, vino el Eurobasket, donde nos lucimos con nuestro pronóstico. Vino el mate de Gasol en semifinales contra Francia, y ese grito desgarrador al aire del pabellón ante miles de almas mudas frente al poderío español, y los aullidos de mi amigo y mi madre y el caso es que ya no puedo esperar para que empiece otra vez la Euroliga. Además, la competición europea de baloncesto tiene esa magia que sólo los torneos Continentales pueden ofrecer: los viajes por toda Europa, pasear nuestras virtudes, el lucimiento del campeón, claro… las aficiones rivales, etc.

Además, después de lo visto en verano y de la victoria del Madrid, pocos podrán rebatir que España es el país a batir en esta edición de la Euroliga. Hemos estado presentes en las tres últimas finales y hemos ganado la última, y nuestros cuatro representantes se plantan en el torneo conformando la armada más fuerte y más regular. Todos tienen alguna opción. ¿Podremos resistir ante el creciente número de aspirantes?

Las opciones del campeón de la Euroliga

Hablar del Real Madrid en Europa es hablar de un equipo consolidado en esta competición, que alcanzó las tres últimas finales de la Euroliga de forma consecutiva y que acaba de consolidarse como el mejor conjunto FIBA del momento al haber ganado los cinco títulos posibles en una misma temporada: Supercopa, Liga, Copa del Rey, Euroliga y Copa Intercontinental. Los blancos siguen siendo el conjunto a batir, puesto que conservan la columna vertebral que les ha llevado al éxito y que ha dominado el baloncesto Continental en las últimas temporadas: Felipe Reyes, Sergio Llull y Sergio Rodríguez, acompañados de savia nueva que tendrá que adaptarse

El Real Madrid ha estado presente en 4 de las últimas 5 Final Four y en las últimas 3 finales de forma consecutiva

Trey Thompkins y Jeffery Taylor, Willy Hernangómez y Luka Doncic son las caras nuevas, pero lo importante será eso, el equipo. Laso es el arquitecto y salvo lesiones graves, lo normal es que los blancos estén en la final a cuatro de la Euroliga y a partir de ahí veremos qué sucede. No hay que olvidar que esto es una competición de desgaste y nada tendrá que ver el estado actual del equipo con lo que será en abril o mayo, pero en todo caso son favoritos en las apuestas con una cuota de 2.80 por ganar el título otra vez. Fenerbahçe, Khimki y Bayern se postulan como sus rivales en el grupo A, en el que debería ser primero.

El aspirante azulgrana: Un Barça nuevo que vuelve a ilusionar

Pese a que la frase más repetida de la pretemporada es que si Juan Carlos Navarro es respetado por las lesiones será el mejor fichaje de la campaña, no hay que equivocarse con este Barça: ha cambiado la base del equipo y aspira a competir, y mucho, con el Real Madrid también en Europa. Pau Ribas, Shane Lawal, Aleksandar Vezenkov, Moussa Diagne, Samardo Samuels, Carlos Arroyo y Stratos Perperoglou son los nuevos y con ellos el equipo culé suma fuerza y músculo, algo de lo que carecía ante los blancos y el resto de equipos punteros de Europa. Además, seguirá teniendo esa calidad que le caracteriza, por lo que será un conjunto más dinámico y con más recursos sobre el papel.

El Barça ha sido el equipo español más regular de la última década en la Euroliga, con presencia en 4 de las últimas 6 Final Four

La cuota por el triunfo del Barça en esta Euroliga es de 5.50, aunque los azulgrana se postulan como tercer aspirante al título por debajo del Real Madrid y el CSKA. Es verdad que tanta cara nueva puede provocar derrotas por falta de automatismos pero como hemos dicho la competición europea es una carrera de fondo. Tienen nivel para estar entre los cuatro mejores y la cuota es más que suculenta de cara a poner confianza en los azulgrana. Además, la presencia de dos huesos como el Panathinaikos y el Zalgiris en la primera fase puede curtir a los hombres de Xavi Pascual y hacerles coger experiencia de cara a las siguientes fases del campeonato.

Las opciones de Baskonia y de Málaga

Ambos aparecen como el duodécimo y el undécimo favorito, respectivamente, para alzarse con el título de la Euroliga, con cuotas de 101.00 y 151.00. Esto nos da una idea de lo lejos que, en principio, están de los grandes favoritos en las apuestas, pero también nos ofrece una enseñanza: Están justo a la mitad del ranking total de 24 equipos para los apostantes, algo que evidencia su beneficiosa condición de ‘equipos trampa’. Los dos son conjuntos que sobre el papel claudicarían ante los cuatro o cinco aspirantes principales, pero que en una buena serie o a un partido pueden plantar cara a casi cualquiera.

Unicaja afronta su 15º participación seguida en la Euroliga tras ser semifinalista en la ACB el año pasado; El Baskonia ha jugado todas las ediciones de la Euroliga y solo se ha quedado fuera del Top 16 en una ocasión.

El objetivo principal del Baskonia es meterse en la segunda fase, algo que ha marcado en rojo su entrenador, Velimir Perasovic, y tiene mimbres para ello. Pese a todo, peleará por quedar encuadrado dentro de los cuatro primeros en un grupo con el Olympiacos, el Anadolu Efes y el Armani Milán como principales escollos. Buena parte de su suerte dependerá de la suerte de los bombos, pero al igual que el Málaga será un conjunto que machacará cada vez que tenga ocasión. Su arranque en la Liga ACB no ha podido ser más prometedor. Unicaja, por su parte, quizá tenga ante sí el cuadro más complicado para los españoles con CSKA y Maccabi, además del Darussafaka Dogus, un conjunto poco conocido en Europa pero con mucho presupuesto, y el Brose Baskets, campeón de Alemania. Su reto es algo más ambicioso que el de los vascos, estar ante los 8 primeros, de modo que apostar por ellos con un poco de suerte puede llevarnos a grandes alegrías si logran meterse por sorpresa en la Final Four, algo muy complicado pero que con algo de fortuna en los bombos y unas buenas eliminatorias puede conseguirse. En cualquier caso, es ahora, en estos primeros meses de competición, donde tenemos la oportunidad de apostar por ellos.

Además, si no puedes esperar para empezar a apostar por tus equipos favoritos y por los españoles en la Euroliga, Sportium te trae la forma más segura de apostar en la primera jornada. Haciendo una apuesta simple o combinada, si la fallas, ¡te regalamos otra! ¿A qué esperas? Consulta la promoción y haz tu apuesta aquí.