Las 5 carreras que no puedes perderte en tus apuestas de caballos

carreras de caballos

¡Que se viene la Primavera! Al fin llegan esos días en los que el Sol hace al fin acto de presencia, y por primera vez este año las nubes nos han dejan en paz un tiempo prolongado. Por eso, muchos aprovechan ya para salir a las terrazas, realizar paseos matutinos y disfrutar del aire libre y el buen tiempo. En mi caso, de un tiempo a esta parte, me encanta aprovechar uno de los primeros fines de semana primaverales del año para montar a caballo. Ya sabéis que, dentro de mi trabajo, que son las apuestas deportivas y el juego online, las carreras de caballos ocupan un lugar fundamental por volumen y por afición, también en España.

Así que estaba pensando que hace bastante que no os hablo sobre este apasionante mundo de las apuestas de caballos. Ya sé que resulta difícil de entender y que para un novato, empezar a apostar a caballos suena poco menos que a algo profundamente inabarcable en cuanto a conocimientos requeridos (¡e incluso peligroso me han llegado a decir!) pero de verdad os lo digo: las apuestas de caballos no son algo tan complicado como parece. Solo con un poco de práctica, pasión a la hora de ver las carreras, paciencia y, por qué no, alguna pequeña pérdida al principio, os puedo asegurar que de gente que apenas sabe lo que es un Jockey pasaréis en muy poco tiempo a conocer todos los grandes hipódromos y tipos de caballos del mundo.

Por cierto, ya que estamos… ¿alguna vez os han hablado de cuáles son las carreras de caballos más importantes del mundo? Estaréis acostumbrados a ver alguna de ellas por televisión, si no en directo, seguro que a través de alguna película en la que hayan inmortalizado las fiestas que se viven en el día del Grand National, por ejemplo. Esos ingleses vestidos de gala para la ocasión, y toda esa parafernalia… ¿no? ¿de verdad? Pues es un buen momento. Ya estamos en temporada, y dentro de muy pocas fechas se vienen las primeras grandes citas del curso, así que vamos a hacer un repaso de las cinco carreras que no debéis perderos si queréis acabar este año sabiendo un poquito más sobre apuestas de caballos.

Copa de Oro de Cheltenham

Podríamos afirmar que para el seguidor inglés, la primera gran cita de la temporada en lo que a carreras de caballos se refiere es la Cheltenham Gold Cup, o la Copa de Oro de Cheltenham en su traducción literal. Se celebra anualmente durante el denominado festival de Cheltenham, en el hipódromo del mismo nombre (uno de los más importantes y populares en el Reino Unido) y en las fechas de la festividad de San Patricio.

Las carreras de caballos en  el Reino Unido se dividen, principalmente, en dos tipos: planas y de obstáculos; estas últimas, a su vez, pueden ser de vallas u otro tipo de obstáculos más ‘naturales’, como charcos o setos

En el caso de la Copa de Oro de Cheltenham, hablamos del evento por excelencia en lo que a obstáculos se refiere. Nada menos que 22 de ellos deben superar los mejores Jockeys venidos desde Gran Bretaña e Irlanda, en una distancia marcada en tres millas y 2 furlongs (poco más de cinco kilómetros y trescientos metros). Aunque el festival dura cuatro días, el plato fuerte es la Copa de Oro propiamente dicha, carrera que se celebra el último día de competición.

Para los patrocinadores y los apostadores se trata de un evento absolutamente imprescindible, y lo cierto es que si eres de esos a los que una carrera sin obstáculos le parece demasiado aburrida, éste es tu festival. De hecho, es la segunda en importancia en cuanto a carreras de caballos, solo superada por el Grand National.

Grand National

Sin duda, el plato fuerte de las carreras de caballos, de las carreras de obstáculos… y también de las apuestas de caballos. Hablar del Grand National es hablar de una carrera que viene disputándose desde el año 1839 y que concentra en pocos minutos el mayor volumen de apuestas de caballos de toda la temporada a nivel mundial.

Se calcula que unos nueve millones de espectadores siguen el Grand National por televisión cada año, y que aproximadamente 150.000 personas de media acuden a este festival de tres días que se celebra en el hipódromo de Aintree, en Liverpool

Dentro del festival, la carrera llamada propiamente Grand National puede concentrar a hasta 40 caballos, lo cual la hace especialmente peligrosa. Deben estar hechos de una ‘pasta’ especial para superar los 30 obstáculos (16 en una primera vuelta y 14 en la segunda) de los que consta el recorrido de 6,907 metros que otorga la gloria al vencedor. Como curiosidades, destacar que hay tres obstáculos concretos que tienen nombre propio: Brook de Becher (en honor a uno de los primeros corredores del Gran National), la silla (el mayor de todos los obstáculos) y Foinavon (el más pequeño de todos, pero que en 1967 provocó un choque en cadena de todos los participantes en exceptuando al caballo de ese mismo nombre, que ganó contra todo pronóstico. Su triunfo se pagó 100 a 1).

Ya lo veis, si queréis empezar a seguir carreras de caballos y a apostar, no podéis perderos esta cita. Por cierto, que es el segundo evento de esta disciplina que mayor premio concede, y se celebra casi siempre en sábado a principios de abril.

Royal Ascot

En Ascot, festival de cinco días que se celebra en el mes de junio, se mezclan dos conceptos fuertemente enlazados entre sí: el mundo ecuestre y las clases sociales altas. Está considerado un evento de muy alto nivel por su conexión con la Corona británica, ligada al hipódromo que da nombre a este festival veraniego mixto.

La carrera es propiedad de la familia Real británica, ya que el hipódromo de Ascot fue concebido por ésta y está a sólo seis millas del famoso Castillo de Windsor

Evidentemente, de ahí lo de ‘Royal’. Y que Ascot sea la carrera de caballos de la familia Real provoca otra de esas curiosas tradiciones británicas: todos los espectadores lucen durante las mañanas del festival los característicos sombreros de copa ingleses, y es muy normal que el público vista de época victoriana. Sin duda, un evento ideal para aprender a hacer apuestas de caballos a la par que nos empapamos de cultura inglesa.

Con 3,5 millones de libras en premios aproximadamente, y un elevado número de carreras que mezclan la velocidad con otro tipo de modalidades, Ascot constituye un diamante en bruto para los amantes de las carreras de caballos en pleno inicio del verano.

Derby de Kentucky

No podíamos acabar este análisis de las carreras de caballos más importantes del mundo sin darnos una vuelta por Estados Unidos. Allí, a principios de mayo, tiene lugar esta carrera, la más famosa en tierras norteamericanas, en Louisville, Kentucky, pensada para ejemplares purasangre de tres años de edad.

En EEUU la carrera está bautizada como ‘La carrera de las rosas’, ya que al vencedor se le coloca una guirnalda de dichas flores

Las carreras de caballos tienen una fuerte tradición en ciertas regiones estadounidenses, y aunque seguramente no tanta fama como los festivales ingleses, concentran a más de cien mil seguidores por televisión o en los propios hipódromos dentro de lo que los Yanquis denominan “La triple corona”: este primer derby en Kentucky, la carrera Preakness Stakes (en Baltimore) y Belmont Stakes (en Nueva York). Decir que el Derby de Kentucky tiene también sus tradiciones imposibles de despreciar, como comer carne de vacuno o beber un Mint Julep (bebida dulce a base de bourbon, menta y azúcar) antes de la carrera.

Se trata de una carrera de velocidad, rápida y de aproximadamente dos minutos de duración, en una pista de dos kilómetros de recorrido. Ideal para los amantes de este tipo de carreras.

Dubái World Cup

Y terminamos con el evento que, si bien no quizás por tradición o historia pero sí por poderío económico, resulta ser el más grande a nivel de premios a día de hoy en el mundo de las carreras de caballos. La Dubái World Cup se celebra en marzo y reparte diez millones de dólares en premios.

La carrera se disputa desde 1966 y ha tenido dos sedes: el hipódromo de Nad al Sheba fue la primera, sustituida por el de Meydan, que se construyó en el mismo sitio y se abrió en 2010

La Dubái World Cup consta de nueve carreras, ocho de purasangres y una de caballos solo de raza árabe. El concurso suele acabar con alguna actuación de renombre (sin ir más lejos, en 2016 Janet Jackson amenizó el fin de fiesta a los asistentes) y en general se trata de una cita de alto nivel, aunque alejada del glamour inglés y más bien de tipo meramente opulento. Citar que la grada del hipódromo de Meydan puede concentrar nada menos que hasta 60.000 personas. 

Cinco citas indispensables para vuestra agenda de carreras de caballos, si es que queréis ir familiarizándoos con este apasionante mundo, tan alejado del seguidor medio pero que en seguida logra establecer un vínculo inigualable con el apostador.